Páginas vistas en total

domingo, 18 de diciembre de 2011

#21.- Cuestión de perspectiva

Este mes de Diciembre, en Cadiz un día serían las cinco de la tarde cuando iba andando por el Paseo Marítimo que va al lado de la Playa de la Victoria. Por unos claritos ente las nubes se veían los rayos del sol, y supongo que por la humedad del aire destacaban contra el fondo oscuro. Me llamó la atención que los rayos de luz se veían radiales y me puse a pensar que a la distancia de la Tierra al Sol, esas líneas debían verse paralelas. No siendo así, y teniendo otra cosa que me preocupaba entonces, saqué el teléfono movil, hice una foto y me fui.


Esta playa es casi recta, en dirección NNW y si la tierra fuese plana la linea de visión de esta foto, que sale perpendicular a la costa, pasaría entre Madeira y las Canarias y llegaría a la Guayana Francesa.

Ahí enfrente, navegando en paralelo a la playa y a unas dos millas de aquí, en dirección SSE (de derecha a izquierda en la foto) hubiésemos visto hace 206 años a los 34 mejores navíos de guerra franceses y españoles juntos en fila hacia Trafalgar, muy cerquita de aquí mismo. A machacar barcos ingleses. Ellos eran 27, pero la cosa no fué como esperaban y salimos machacados. Ese día era Octubre, pero el cielo podía ser parecido a este y la tormenta del día siguiente acabó con muchos de los que salieron vivos de la batalla. En números redondos fueron 5.000 muertos, 3.500 heridos y 8.000 prisioneros que nadie recuerda. A los almirantes y comandantes sí. Se cantaba en unas sevillanas de hará 25 años lo menos: Cuando mueren los famosos todo el mundo lo lamenta. Cuántos pobrecitos mueren y nadie los tiene en cuenta. Como si un record Guiness fuese se libró la mayor batalla naval de la historia y despues, a otra cosa.

Yo también seguí a lo mío y la foto se quedó guardada, cosa que en mi caso podría ser por mucho tiempo porque no tengo costumbre de usar el telefono mas que para llamar o recibir llamadas.

Unos cuantos días mas tarde he pasado de nuevo por el mismo sitio y me he acordado. Saqué la foto y me he puesto a averiguar por qué si los rayos del sol cuando nos llegan son paralelos, no daban ninguna impresión de serlo. Las trazas parecían salir de un punto que estuviera solo un poco por encima de las nubes. Despues de darle vueltas un rato, la solución me sonó en la cabeza como el eslogan de campaña de Bill Clinton, "La economía, estúpido", pues lo mismo, la perspectiva, eso, que tenía que haberme dado cuenta.

Para representar las cosas hay perspectiva axonométrica, diédrica, caballera, pero los ojos y las cámaras fotográficas ven según una perspectiva cónica. Aquí los elementos principales son la línea de tierra, de horizonte y los puntos de fuga. Un punto de fuga es donde convergen todas las líneas que son paralelas. Cada dirección tiene un punto de fuga distinto y para los rayos solares, este punto es coincidente con el Sol. Son paralelos, es cierto. Pero en cónica las paralelas son un radiante con centro en el punto de fuga. Y una vez visto, todo esto es solo una tontería en el fondo.


La perspectiva está ligada al punto de vista. Los astrónomos han cometido errores de perspectiva ( las estrellas están pegadas a una esfera de cristal puro que da vueltas alrededor de la tierra, etcétera...) y también han sabido aprovecharse, midiendo distancias a las estrellas más próximas mediante la paralaje estelar. Es probable que siga siendo el origen de aciertos y desaciertos durante lo que queda por venir. 

Y ya que estamos con esto, hay un caso que es común y yo estoy seguro de que nos ha pasado a todos. Se trata del tamaño extrañamente mayor de la luna llena cerca del horizonte y justo en la salida y la puesta. La Luna, cuando está llena y sale temprano por la noche la vemos redonda y muy gorda en el momento de despegarse del horizonte, y a medida que va subiendo en el cielo va tomando su tamaño normal hasta que no llama la atención de nadie.


¿Es de verdad mayor cuando aparece, que cuando está encima de la cabeza, o se trata de un efecto óptico? Las ilusiones ópticas son de muchas clases y algunas son verdaderamente sorprendentes. Resulta que el ojo se deja engañar por muchos caminos diferentes. La imagen a continuación es un efecto óptico. Los dos monstruitos tienen el mismo tamaño.


Estamos hablando de la luna, de efectos ópticos y de perspectiva. Vamos a dar algunos saltos entre estas cosas. Lo anterior era un efecto. Lo siguiente es perspectiva. Uno de los viajes que tengo más ganas de hacer es para ir a ver un eclipse total. Donde sea. Solo descarto un sitio y es en la Estación Espacial Internacional. Pero también es buen sitio para verlos. Turquía arriba y parte de Chipre abajo. Eclipse total de Sol del 29 de Marzo de 2.006. La mancha negra es la sombra de la luna.


Bueno, volvemos. Hay que acabar de decidir si la luna tiene el mismo tamaño cuando sale que cuando está arriba. La forma mas sencilla de salir de dudas es desde luego muy fácil. Se mide y ya está.


La foto anterior es un efecto. Otro efecto de perspectiva. Lo que pasa es que no hacemos caso pero la encontramos en todas partes. Los astrónomos aficionados podemos medir el diámetro del disco lunar de otra manera. Tenemos telescopios. A simple vista por el ocular se debe ver que no cambia. Se puede parar el motor y medir el diametro por el tiempo que tarda en pasar por un hilo del ocular. Cualquiera puede comprobarlo si quiere, pero hay otra forma sencilla e ingeniosa que voy a poner aquí ahora. Tome una cámara de fotos y comenzando a la hora de salida de la luna superponga imágenes tomadas cada dos minutos y medio. El fotógrafo Shay Stephens lo hizo en Seattle. Pusieron su foto en APOD. Y además quedó muy bonito. Pero el diámetro en todas las imágenes del disco lunar es el mismo todo el tiempo.


Además nos damos cuenta de que a medida que va subiendo se nota que se va poniendo menos roja. Esto tambien se ve a simple vista y afecta tanto a la luna como a las estrellas. La razón es la misma que hace que el cielo sea azul y los atardeceres rojos, y es un factor que debe ser tenido en cuenta por quienes hacen fotometría CCD con filtros y se proponen alcanzar una precision alta en sus medidas. Aunque no esten apuntando tan bajo. Pero esto es más complicado y no tiene sitio aquí. Para otro día.

La conclusión es que cuando la luna parece más gorda a la salida, en realidad tiene el mismo diámetro que el resto de la noche. Lo que sucede es que somos de nuevo víctimas de una ilusión óptica. Y la perspectiva tiene que ver con eso. Es complicado y hay estudios serios de esto que llaman moon illusion o ilusión lunar, y parece ser que cuando está cerca del horizonte, la perspectiva juega al ojo una mala pasada.

Lo que sea. Tenemos suerte de ver la cara de la luna llena más gorda cuando sale, incluso si no es verdad, porque resulta más bonito. Y siempre viendo la misma cara. Tendremos que seguir sin ver el lado oscuro de la luna. El lado oscuro... de la luna... ummm... eso a mí me está sonando a otra cosa.

El lado oscuro de la luna...
"¡Pastillas!      ¡Ahora!"


.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada